#EstadosUnidos: Bajó a un mínimo histórico la cantidad de personas con un arma en su casa


El descenso se produjo en coincidencia con una caída en las preferencias de los norteamericanos por la práctica de la caza. Se achica la brecha de género entre hombres y mujeres que poseen un arma


La cantidad de estadounidenses que habitan una vivienda donde hay al menos un arma de fuego es la menor en la historia, de acuerdo con una importante encuesta, que también halló que la baja en posesión de armas va en paralelo a una reducción de los norteamericanos que cazan. De acuerdo con la más reciente Encuesta Social General, 32% de los estadounidenses poseen un arma de fuego o viven con alguien que tiene una, lo que empata el mínimo histórico, registrado en 2010. Eso representa una notable reducción respecto a finales de las décadas de 1970 y 1980, cuando cerca de la mitad de los norteamericanos dijo a los encuestadores que había un arma en su vivienda.

La Encuesta Social General es llevada a cabo por NORC, una organización independiente de investigación con sede en la Universidad de Chicago, que recibe recursos de la Fundación Nacional para la Ciencia. Debido a su largo historial y a que hace una amplia base de preguntas acerca de la demografía, conducta y actitudes de los estadounidenses, se le considera una fuente confiable acerca de comportamientos sociales.

La reducción en el número de estadounidenses que poseen un arma de fuego o habitan una vivienda donde hay una, probablemente tenga relación con el descenso en la popularidad de la cacería: de 32% que en 1977 dijeron habitar una vivienda donde había al menos un cazador, a menos de la mitad de esa cifra actualmente.

Que el número de viviendas con al menos un arma se reduzca no necesariamente significa que la cantidad de compras de armas también baje. Información del sistema instantáneo nacional de comprobación de antecedentes criminales del FBI muestra que en años recientes hubo un aumento en el número de antecedentes revisados, lo que indica que la cantidad en general de armas compradas va al alza.

La encuesta también muestra que la brecha de género se reduce en lo que toca a la propiedad de un arma, ya que en 1980 el 50% de los hombres tenía una, mientras que en 2014 la cantidad es de 35%. Las mujeres tienen menos armas de fuego que los hombres pero el porcentaje de ellas que tiene una se ha mantenido estable desde 1980 en 12%.

fuente: 20 Minutos