España y el quiebre del tabú de la monarquía


Roberto Castiñeira, periodista argentino en Madrid afirmó que, tras la abdicación del rey Juan Carlos, “los manifestantes quieren discutir que tipo de Estado quieren para su país”.
“Para los españoles la abdicación del Rey estaba cocinada de antemano, porque una movida de semejante característica no se hace de un momento para otro”, expresó Roberto Castiñeira, en conversación con Mariel Di Lenarda y Nuria Am en el programa Back Up que se emite por Radio Palermo.

El periodista argentino radicado en Madrid continuó: “El Rey es una figura decorativa, no tiene mucha injerencia ya”.

“En España se rompió el tabú de no hablar de la monarquía, en la Plaza del Sol se llenó de personas con banderas republicanas reclamando un referéndum”, explicó Castiñeira.

Y agregó: “Quieren opinar para cuestionar ciertas cuestiones de Estado, aprovechando esta situación de cambio en el trono”.

El periodista sostuvo que “se quiere discutir si se quiere una monarquía constitucional, o un estado federal como Alemania con amplios poderes para las regiones”.

Además, Castiñeira aclaró: “Hay que entender que es un país europeo, distinto a nosotros, con un sistema parlamentario y no presidencialista. La figura del Rey es una imposición de tradición y de cultura”.

Y culminó: “Muchos países están cómodos con un país monárquico. Los partidos políticos españoles tradicionales como el PSOE o el PP nunca renegaron de la monarquía”.