CEPAL estimó que la Argentina crecerá sólo el 2 por ciento durante este año; Brasil apenas 1,6 por ciento


Para la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), Argentina crecerá 2% este año y no el 3,5% estimado en junio.

Asimismo, la organización prevé que la región avance sólo 3,2% frente al 3,7% anterior, debido a la menor expansión de Argentina y Brasil. En 2013, el PBI aumentará al 4% gracias a la mejora de estos dos países.

El crecimiento de América Latina y el Caribe se ralentizará hasta el 3,2% en 2012, frente al 3,7% proyectado en junio, a causa de la debilidad económica mundial, según las previsiones de la CEPAL. Ese freno del crecimiento, que se compara con el 4,3% registrado en 2011, se debe en gran medida a la menor expansión de Argentina y Brasil, que tienen un peso considerable dentro del PIB ponderado de la región y que alcanzarán tasas del 2% y el 1,6%, respectivamente.

Tras su descenso en 2012, la Comisión prevé una recuperación para Argentina y Brasil en 2013, lo que explicaría la mayor parte del aumento del crecimiento promedio de la región en ese año, que llegaría al 4%.

"La debilidad de la economía mundial, causada principalmente por las dificultades que enfrentan Europa, Estados Unidos y China, ha incidido" este año en el crecimiento de la región, señala la CEPAL en su "Estudio económico de América Latina y el Caribe 2012", presentado en Santiago de Chile.

De acuerdo al organismo de Naciones Unidas, la desaceleración mostrada por las economías durante 2011 se extendió durante el primer semestre de 2012, lo que provocará que la región crezca este año menos que en ejercicios anteriores.

Según sus estimaciones, el crecimiento estará encabezado por Panamá, con un 9,5%, seguido de Haití (6%) y Perú (5,9%). Bolivia, Chile, Costa Rica, Nicaragua y Venezuela crecerán un 5% este año, mientras que México alcanzará un 4%.

En tanto, Argentina y Brasil tendrán tasas del 2% y 1,6%, respectivamente.Paraguay será el único país que experimente una contracción, de -2%, por factores climáticos excepcionales que destruyeron parte de su producción de soja, principal producto de exportación. Por subregiones, el Caribe crecerá un 1,6 %, Centroamérica un 4,4 %, y América del Sur un 2,8 %.

Según el documento, el consumo privado ha sido el principal impulsor de la expansión regional, gracias a la favorable evolución de los mercados laborales, el aumento del crédito y, en algunos casos, de las remesas. Sin embargo, el enfriamiento de la demanda externa y la caída de los precios de la mayoría de los bienes básicos de exportación han transformado al comercio exterior en el principal canal de contagio de las crisis internacionales.

Con todo, la CEPAL concluye que la mayoría de los países tiene hoy espacio fiscal para reaccionar frente a ello con políticas contracíclicas. El escenario previsto para 2013 contempla una continuación de la tendencia levemente descendente del crecimiento de la mayor parte de los países suramericanos, que son más dependientes de las exportaciones de productos básicos a China. En cambio, México y las naciones centroamericanas tendrían un crecimiento similar al de 2012.