Fuerte baja de la mortalidad en los accidentes de tránsito en la Argentina


En 2009 se redujo el 9,2 por ciento la cantidad de muertos en accidentes viales en todo el país respecto de 2008.

El dato surge de estudios oficiales y de organizaciones no gubernamentales que reconocen, como una de las claves para esa baja, la intensificación de los controles de tránsito y las campañas de concientización.

Y no es que haya habido muchos menos accidentes. Lo que se redujo de manera considerable es la gravedad de las consecuencias de los siniestros. Dicen los expertos que los automovilistas toman hoy más precauciones, ya sea porque aprendieron la lección o porque les temen a los castigos, entre ellos, la pena máxima del scoring : la pérdida del registro de conductor.

Según un relevamiento de la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV), de las 4222 personas fallecidas en accidentes de tránsito en 2008, un año después fueron 3835 los decesos registrados en los lugares donde se produjeron los siniestros.

"Con la incorporación de tecnología para los controles de alcoholemia y exceso de velocidad, las fuertes campañas de concientización vial y un trabajo en conjunto entre todos los distritos del país, estamos logrando una notoria baja en la cantidad de víctimas mortales", dijo a La Nacion Florencio Randazzo, ministro del Interior, quien tiene a cargo la ANSV.

Esta tendencia se vio fuertemente reflejada en la Capital, donde se redujo un 42,54% la cantidad de víctimas mortales en 2009 respecto de 2008 (sobre lo que se informa por separado). Por otra parte, si se toma como valor de medición el "factor de corrección", que contabiliza los casos de personas con heridas graves que fallecieron no en el lugar del hecho, sino con posterioridad, por ejemplo en un hospital, en todo el país también hubo un descenso del 3,8% en el número de víctimas mortales en 2009

"Si se tiene en cuenta que la ANSV comenzó a trabajar de manera operativa en enero de 2009, hemos logrado mucho. El objetivo es llegar a una reducción del 50% de víctimas fatales en accidentes viales en los próximos cuatro años", aseguró Randazzo, y agregó: "Pero más allá de la obligación que tiene el Estado, es necesario que la gente colabore, que tome conciencia y se sume a este cambio. Poco a poco, se advierte que se le da mayor importancia a la seguridad vial".

Randazzo también indicó que en enero pasado se redujeron en todo el país 21,2% los accidentes mortales respecto del mismo mes de 2009; mientras que en febrero pasado, la baja fue del 19,4 por ciento.
"Con un trabajo coordinado y en conjunto se están cumpliendo los objetivos. Se pusieron a disposición radares móviles y fijos, se colocaron GPS en colectivos, se compraron 900 alcoholímetros, se apostaron vehículos para la asistencia en zonas de niebla, se está instrumentando la licencia única de conducir y se está informatizando el registro de los antecedentes de tránsito, entre otras acciones, que contribuyen a reducir los accidentes", dijo Felipe Rodríguez Laguens, director de la ANSV.

Este organismo, del que también participan familiares de víctimas de accidentes de tránsito, en 2009 coordinó y realizó 107.703 controles viales en 1478 operativos en todo el país. Del total de los controles, 31.789 fueron de alcoholemia, 27.921 de velocidad y 6674 de documentación.

Además, 29.578 fueron mediciones con GPS al transporte interjurisdiccional de pasajeros, por exceso de velocidad y 7350 controles se realizaron a conductores de camiones en días con restricción para su circulación.

"De cada cuatro accidentes de tránsito que hay en el país con víctimas mortales, uno involucra a una moto y el 75% de los siniestros con motocicletas podría evitarse", comentó Randazzo, quien, consultado sobre el mal estado de algunas rutas del país, reconoció deficiencias, pero dijo que se había avanzado mucho en mejorar algunas vías rápidas y que "hay que tener en cuenta que, en materia de accidentes, la gran mayoría se producen por fallas humanas".

fuente: lanacion.com.ar